LOS PELUCHES QUE CUIDAN

Últimamente, nuestra atención por el mundo de los juguetes nos ha llevado a investigar en un área a menudo pasada por alto por las marcas mas conocidas y que sin embargo parece ir despertando poco a poco el interés entre los toy designers emergentes, quizá por su empatía con padres cada vez más informados y concienciados de los beneficios de los juegos educativos.

Hablamos hoy de juguetes para el desarrollo emocional, muñecas y peluches que hay que cuidar para aprender a cuidarte, y no faltarán los ositos icono que incorporan un poco de tecnología.

No os preocupéis, no vamos a realizar evaluaciones psico-pedagógicas, no somos expertos y sobretodo no somos todavía padres 😉 así que desplazaremos esta prueba a su momento.

Por otro lado, tampoco podemos igualmente prescindir, como observadores creativos, de remarcar que el valor del juguete transicional ya no es tan aleatorio. Nada de pasivos ositos de peluche, muñecas de plástico ni tampoco trocitos de tela azul*. Hoy vamos a descubrir nuevos conceptos de juguetes que toman vida para cuidar.

download

*Charles M. Schulz en su famosa tira cómica, Charlie Brown, la mantita representa para Linus su ‘objeto transicional’, noción introducida por el psicoanalista Donald Winnicott, constituye una fuente de placer y de seguridad para el infante.

Naturalmente, también en este contexto la tecnología y los nuevos dispositivos de comunicación no se quedan fuera de juego, al contrario, intentan encontrar soluciones que integren las inquietudes y los nuevos hábitos de una generación de padres cada vez más informados y conscientes de la importancia del juego para transportar al niño hacia la independencia.

Empezamos nuestro reportaje con Tedi, un oso de peluche que te advierte del motivo por el cual tu bebé está llorando. Lo hace mediante la recopilación de datos y estadísticas sobre su progreso y el estado de su salud.

Actualmente el oso Tedi es todavía un prototipo, pero anuncia que la tecnología esta ya disponible para suministrar las siguientes funciones: pruebas de fortaleza del niño y su evolución en el tiempo, emitir sonidos que ayudan al bebé a relajarse y conciliar el sueño más rápidamente, termómetro para medir la temperatura y medición del pulso, enseñar al niño palabras específicas, grabación vídeo, etc.

Pero no solamente realiza mediciones, también va a procesar todos los datos recogidos en unas fantásticas estadísticas que se podrán leer directamente en tu smartphone!

TEDI_BELLABEAT

Después de esta ‘delicia tecnológica’ dejamos el smartphone y tomamos papel y ‘boli’, porque vamos a conocer otros amigos que proponen comerse los miedos. Los niños pueden precisamente escribir o dibujar sus preocupaciones y dárselas de comer a estas mascotas para que las hagan desaparecer. De aquí su nombre “worry eaters dolls”, también conocidos como Sorgenfressers, una serie de dibujos alemanes y homónima marca de peluche que acaba de ganar el primer premio en España, para la categoría Preescolar durante la feria del juguete de Barcelona Ibertoy 2014.

 Sorgenfressers preescolar_1

Y éstas de aquí abajo, si no las habéis reconocido ya, son unas Joyks, muñecas empáticas.

empathy_dolls_small

Este género de muñecas se distinguen por unas características muy peculiares: peso corporal y distribución, postura que pide el abrazo, cuello flexible, rasgos faciales y en las últimas versiones de grande tamaño incorporan bolsillos secretos que pueden contener perfumes o dispositivos pequeños que imitan los latidos del corazón.

accessori_empathy_doll

Su creadora, la psicoterapeuta sueca Egedius Britt Marie Jakobsson, la ideó a final de los años 90 para su hijo autista.

5

Desde entonces, las muñecas Joyk se utilizan con fines terapéuticos experimental (Empathy Therapy Doll), tanto con los niños para tratar la agitación, la ansiedad, apatía, trastornos del sueño, irritabilidad, depresión, etc, como con las personas mayores en trastornos como la demencia y alzheimer.

Y seguimos con más peluches que hay que cuidar y de los que también hay mucho que aprender!

Lino y Jerry son dos ositos de peluche, ambos creados para informar sobre una enfermedad que puede afectar los niños y conocida como diabetes infantil.

Sí, Lino es parte de una campaña de prevención de la asociación italiana de diabetes infantil ADG, que trabaja precisamente para la diagnosis precoz de esta enfermedad. Con Jerry el objetivo es más educativo post-diagnóstico.

 

 

1383911_1431779120375284_837699336_n

El peluche Lino viene acompañado por un librito que informa a niños y padres sobre la importancia de la correcta educación alimentaria.

Por otro lado, con Jerry, los niños tendrán que alimentar al oso, revisar su insulina con inyecciones y pinchar sus dedos para averiguar su azúcar en la sangre. Una pantalla colorida grande en el centro del pecho proporcionará una lectura médica, pero también será un espacio para que los niños disfruten de cuentos y juegos interactivos donde el osito está entrenando para los juegos olímpicos, y no dejará que su enfermedad se interponga en su camino.

1000860_594369787252551_2101616768_n

Y acabamos con los Fluff, peluches super originales que ayudan a los niños a prevenir y también a superar sus miedos.

CulitoRana1

Fluff es una empresa española de juguetes creada en 2010 por dos jóvenes emprendedores para innovar a través del diseño y la psicología.

Muñecos-Guias

Los Fluffs son: Edredón, Colchón, Culito Rana y Gamberro. Cada muñeco está acompañado de un CD con 2 Guías para el adulto. Enseña al niño jugando y aprende estrategias para ayudarle a dormir, poner límites y normas, solucionar rabietas, visitas al médico, consejos para padres primerizos, miedos nocturnos, miedo a ir al colegio.

Deseamos a esta joven empresa mucha suerte y aprovechamos para invitaros a probar de forma gratuita su último proyecto: un juego digital ‘Bye Bye Fears’ que naturalmente enseña a padres y niños a enfrentarse a miedos, inseguridades y rabietas infantiles. Aquí podéis descargar la aplicación

Hasta la próxima 😉 🙂

Leave a Reply

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.